Escarola

| |

Articulo actualizado

Escarola (Cichorium Endivia), su origen

La escarola proviene del sur de Asia, desde ahí se extendió por Europa, a América llega en el siglo XIX. En la actualidad es comúnmente cultivada en toda Asia, y sus principales productores son China, Estados Unidos y España. Otros historiadores por su parte, le atribuyen su origen al área Mediterránea.

Esto se debe a que era conocida por ser cultivada por los egipcios, que solían comerla también como ensalada y como verdura cocida. Esta verdura entra en Europa en el siglo XIII, y por su parte las primeras referencias de este vegetal en América datan del año 1803.

Planta y fruto Escarola (Cichorium Endivia)

La escarola es una planta que es aprovechada por sus hojas, estas se disponen en rosetas, y como no forman un cogollo, suelen ser atadas para que el interior de la planta se blanquee. Sin embargo, también podrás verlas cubiertas por láminas plásticas, o con una especie de gorros de plástico que cubre cada planta.

La escarola suele comerse cruda la mayoría de las veces, pues suele ser un excelente ingrediente para ensaladas. Su sabor amargo permite que haga un contraste delicioso con otros vegetales, como el apio, el tomate, la cebolla, e incluso con frutos secos y frutas de estación. También es usada para la elaboración de guisos, caldos y puré.

La escarola es una planta que se forma como una roseta, las hojas son la parte comestible y aprovechada, ten en cuenta que si no se recolecta, de la planta surge un tallo floral en donde aparecen numerosas flores azules. Esta planta pertenece a la familia de las Compuestas, presenta una raíz corta con pequeñas ramificaciones.

Beneficios, propiedades y nutrientes

La escarola es una verdura conocida por ser muy buena para el estómago, esto se debe a que es un alimento laxante y depurativo. Las hojas de la escarola contienen un compuesto de sabor amarga llamado intibina, este estimula el apetito, favorece a la digestión, y además, favorece la actividad de la vesícula biliar.

Este es un alimento bajo en calorías, perfecto para personas que se encuentren realizando dietas, o busquen perder peso. También contiene grasas y proteínas, su valor nutritivo se encuentra en su aporte de vitaminas y minerales. En ella podrás encontrar vitamina B1, B2, ácido fólico, calcio, hierro y potasio.

Además es una verdura que ayuda a la digestión y es un depurativo para tu organismo, también es conocida por ser una buena fuente de folato. Esto es importante para el desarrollo normal de las células de tu cuerpo, por lo tanto es muy recomendado para consumir durante el embarazo. Además protege contra enfermedades cardiovasculares y cáncer.

Es una gran fuente de flavonoides, estos son conocidos por su efecto contra el cáncer, la trombosis y la arterioesclerosis. Así mismo contiene pequeñas cantidades de vitamina C, y antioxidantes como betacaroteno y kaempferol, además es un alimento refrescante y que estimula el apetito.

Características

Las características de las escarolas cambian dependiendo del tipo de variedad que consigas, se clasifican en dos tipos, y estos dependen de la forma de sus hojas. Existe la escarola de hoja rizada, las hojas de esta escarola se caracterizan por ser muy divididas y dentadas. También podrás hallar escarolas de hoja lisa, en esta variedad sus hojas son más anchas.

También, de estas dos variedades de escarolas se desprenden otras variantes comerciales, ya que se adaptan a cada época del año. Las escarolas de hoja rizada también se conocen como endivia, no debe confundirse con la endibia, ya que este nombre se le atribuye solo al cogollo que se produce bajo condiciones forzadas de oscuridad.

Este tipo de escarola también son llamadas achicoria de Bruselas, o witloof, para reconocerlas debes fijarte en sus hojas. Estas están divididas por segmentos estrechos y retorcidos, y sus bordes son dentados. Por su parte las escarolas de hojas lisas y anchas suelen ser onduladas y menos dentadas.

Entre las variedades de hoja lisa de invierno podrás encontrar las llamadas Corneta de Anjou, Agora y Full Heart. Se caracterizan también por tener mayor cantidad de vitamina A y C que las escarolas de hoja rizada. Este vegetal es común consumirlo durante casi todas las épocas del año, ya que gracias a la amplia variedad cultivada se puede conseguir casi todo el año.

Sin embargo la escarola es una hortaliza propia de la estación de invierno, puedes conseguirla en cualquier época del año no solo por ser altamente producida sin importar la estación, sino por su cultivo protegido en invernaderos, y que hay muchos países que la producen.

Cómo elegirlos y conservarlos

Si deseas cultivar y conservar las escarolas de manera eficiente, debes tener en cuenta que es imprescindible realizarles un pre-enfriamiento antes de introducirlas en la cámara. Su conservación se realiza a 0º C en una humedad relativa que sea superior al 95%, de esta manera podrás conservarla entre 15 o 20 días, dependiendo del tipo al que pertenezca.

Las escarolas rizadas son las que suelen conservarse entre 15 e incluso 30 días en temperatura de 0º, por su parte las de hoja lisa en esa temperatura pueden conservarse en perfecto estado hasta por 50 días. Ten en cuenta que esta hortaliza es sensible al etileno, es decir que debe mantenerse en ambientes libres de ese gas, ya que de lo contrario sufrirá deterioro.

Si quieres elegir escarolas de buena calidad, busca las que tengan sus hojas verdes brillante, olvida por completo aquellas que se vean marchitas o amarillentas. Tampoco elijas las que tengan una mancha parda, pues todas estas características significan que puede ser una planta enferma a causa de hongos y bacterias.

Si notas que algunas zonas de la escarola están más blandas y parecen acuosas, lo mejor es que la deseches inmediatamente, ya que esto es a causa de bacterias. Lo mismo ocurre cuando veas manchas amarillentas en un principio, o ya con un tono rojizo, también cuando tienen una especie de algodón en su superficie, todo esto es causado por hongos.

Semillas y cómo plantarlas

Existen unas veinte semillas de diferente tipo de escarola, cada una se adapta a diferentes tipos de suelo, y a distintos tipos de clima. Esto es muy importante a tener en cuenta al momento que decidas plantar escarolas, ya que al elegir la adecuada podrás disfrutar realmente de su cosecha.

Las escarolas las podrás producir durante todo el año, por ejemplo, si las siembras en febrero, podrás consumirla en mayo. En mayo podrás cultivar las que consumirás en agosto, y si cultivas en julio o agosto, podrás consumirlas en otoño e invierno. Cuando las vayas a cultivar, es necesario que la tierra sea abonada con fertilizantes orgánicos.

También, un paso importante a tener en cuenta, es tener la tierra fresca regando continuamente, ya que hay que evitar que la tierra esté seca hasta que aparezcan las hojas. Una vez tenga 5 o 6 hojas, deberás trasplantar formando hileras, en donde cada planta deberá tener 25 cm de distancia entre unas y otras.

Si deseas blanquearlas, es muy fácil, solo debes tomar todas sus hojas y amarrarlas a la mitad de su altura. Esto deberás hacerlo después de aproximadamente 40 días desde la plantación. Luego de una semana de esto, tendrás que hacer una segunda atadura, esta vez en la extremidad de las hojas, y luego de 10 días más, podrás consumirlas.

Un dato importante que debes tener siempre presente es que al momento de regar las escarolas, evites en lo posible mojar sus hojas. Esto podría descomponerlas, por lo que solo debes regar el pie de la planta, de esta manera siempre tendrás escarolas actas para tu consumo.

5 recetas con Escarola

Cerdo con manzanas al curry

  • Tiempo de preparación: 60 minutos o más
  • Raciones por platillo: rinde para 4 personas
  • Ingredientes para la preparación:
  • 1 costillar de cerdo de 12 chuletas
  • 6 manzanas
  • 100 g de mantequilla
  • 1 cucharadita de curry
  • Sal y pimienta al gusto
  • 2 cucharadas de jugo de limón
  • 1 manojo de canónigos
  • 1 dl de aceite de oliva
  • 1 cucharada de mostaza
  • 1 pastilla de caldo de carne
  • 1 escarola

Xató

  • Tiempo de preparación: 40 minutos
  • Raciones por platillo: rinde para 4 personas
  • Ingredientes para la preparación:
  • 2 escarolas
  • 200 g de bacalao desalado y desmenuzado
  • 150 g de atún desalado y desmenuzado
  • 18 filetes de anchoa
  • Aceitunas arbequinas y negras
  • Para la salsa romesco:
  • 4 dientes de ajo
  • 35 almendras tostadas
  • 12 avellanas tostadas
  • 8 pimientos secos
  • Pan mojado en vinagre
  • Aceite de oliva
  • Sal

Ensalada de escarola y peras caramelizadas

  • Tiempo de preparación: 30 minutos
  • Raciones por platillo: rinde para 4 personas
  • Ingredientes para la preparación:
  • 1 escarola, 2 peras conferencia
  • 2 cucharadas de azúcar
  • Unas gotas de limón
  • 1 cucharada de agua
  • 1 rodaja grande de queso de cabra
  • 1 copita de vino dulce
  • Aceite
  • Vinagre
  • Sal al gusto
  • 1 puñado de almendras tostadas

Ensalada de escarola con vinagreta de miel

  • Tiempo de preparación: 20 minutos
  • Raciones por platillo: rinde para 2 personas
  • Ingredientes para la preparación:
  • 1 escarola
  • 6 huevos de codorniz
  • 1 granada
  • Nueces
  • Queso en lascas
  • 1 cucharada de vinagre de Módena
  • 1 cucharada de miel suave
  • Sal al gusto
  • Pimienta negra molida al gusto
  • 2 cucharadas de aceite de oliva extra virgen

Tortilla de escarola

  • Tiempo de preparación 15 minutos
  • Raciones por platillo: rinde para 2 personas
  • Ingredientes para la preparación:
  • ½ escarola
  • ½ cebollas
  • 4 huevos
  • Aceite
  • Sal al gusto
Anterior

Los beneficios de las semillas de altramuz

Puerro

Siguiente

Deja un comentario